Banner

Boletín

Mini huerto en la terraza (1)

mini huerto en la terraza
Si no dispones de un gran jardín pero quieres disfrutar de tu propia cosecha en la terraza es el momento de plantearte diseñar un mini huerto que te ofrezca las ventajas de los vegetales frescos y controlados. Sólo tu sabrás qué le habrás aportado a la planta, si quieres optar por el cultivo ecológico o lo más libre de plaguicidas que sea posible. Es sencillo y muy gratificante. Un pequeño vergel para comértelo entero.

  

 

Tu huerto será mini, como minis serán muchos de los vegetales que coseches pero si eliges bien la semilla, el tipo de planta y la ubicación podrás disfrutar a lo largo del verano de tus propios vegetales gracias a la plantación de algunas especies que pueden crecer perfectamente en maceta. Es una buena opción para disfrutar de una alimentación sana y para recuperar el sabor de antaño de muchas hortalizas que hoy, en el proceso de comercialización y globalización de los alimentos han perdido el aroma y gusto al que nos tenían acostumbrados.

mini huerto en la terraza
mini huerto en la terraza

TOMATES

Existen en el mercado un gran número de variedades de tomates. Algunos de ellos, como los tomates cherry o cereza son pequeños como también lo es su planta. En muchas ocasiones dependerá de lo grande que sea la maceta lo que te determinará el tamaño de las hortalizas que en ella cultives.

El tomate pertenece a la familia de las solanáceas. Básicamente podemos distinguir entre tres tipos de variedades: el tomate de cordón, el tomate arbustivo y el enano. En el caso del mini huerto, como ya indica su nombre, es mejor elegir el tomate enano aunque también podemos probar con las otras, que no se desarrollaran tanto como si los plantáramos en una gran extensión pero que también darán sus frutos, siempre en proporción al espacio que les destines.

mini huerto en la terraza
Si queremos hacer semillero de tomates, deberemos empezar en el inicio de la primavera. Para ello cogeremos las semillas de la especie que hayamos elegido y las pondremos en papel húmedo, en un lugar fresco y oscuro,  para fomentar la germinación. Cuando las semillas hayan germinado las distribuiremos una a una en pequeños recipientes. Podemos utilizar envases vacíos de yogur o similares, si no disponemos de los típicos semilleros que se venden en los centros especializados. Las tomateras sufren mucho ante las heladas, por lo que será muy importante hacer el transplante a la maceta definitiva al aire libre cuando estemos seguros que ya no vamos a sorprendernos con un golpe de frío. En la terraza, deberemos tener la precaución de protegerlo del frío. Una buena opción es situarlo al sol, pero cerca de alguna celosía o incluso apantallarlo con plantas que le proporcionen abrigo.

mini huerto en la terraza
La cosecha de tomates no empieza hasta mediados de junio, aunque la planta produce de manera abundante principalmente en julio y agosto y si el tiempo lo permite, incluso en septiembre.

Cabe destacar que las variedades arbustivas son las más adecuadas para la terraza, aunque suelen resultar menos productivas que las de cordón. El riego durante la época de máximo calor deberá ser de dos veces al día para garantizar que el sustrato está húmedo. Abonaremos de forma semanal, especialmente en la época de máxima producción. Para más información sobre tomates podéis consultar nuestro reportaje de Vamos a plantar tomates.

 

 

mini huerto en la terraza
ALCACHOFA

La planta de la alcachofa es bella. Sus hojas aserradas de verde grisáceo, plantadas en maceta, lucen, si cabe, más que en el huerto. Ello nos puede decidir por escogerla para nuestro pequeño proyecto de huerto, pues aunque no tenga una gran producción nos servirá también como planta decorativa. La planta de la alcachofa prefiere un lugar con mucho sol y protegido, sobre todo en invierno, No soporta el frío intenso ni el calor excesivo, por lo que es mejor si la ubicamos en un sitio que tenga sol pero que esté suficientemente a salvo de ventoladas. La cosecha de alcachofas dura de la primavera al verano. Para que la planta pueda crecer fácilmente deberemos ubicarla en una maceta de unos 30 cm de diámetro como mínimo y regar de manera frecuente en épocas de máximo calor.

 

 

mini huerto en la terraza
PIMIENTOS

Si nuestra terraza es soleada, podemos plantearnos también tener unos buenos pimientos con los que acompañar nuestras ensaladas o carnes asadas. Existen hoy en día gran variedad de pimientos, verdes, rojos, amarillos, minis, grandes, alargados. Si compramos la plántula, debemos tener la precaución de preguntar qué tipo de pimiento es el que nos va a salir. Si queremos salir de dudas, es mejor elegir nuestra propia semilla y proceder a la germinación como en el caso de los tomates.

La planta del pimiento requiere un sustrato fértil con un recipiente que drene bien. Es básico mantenerla bien regada, especialmente durante la época de formación de los frutos. Si la tenemos en maceta, es mejor aplicarle algún fertilizante para darle vigor y si lo que queremos es estimular el crecimiento, la mejor opción es pinzarle las puntas o ápices.

mini huerto en la terraza