Banner

Boletín

Confeccionar cestas colgantes I

cesta colgante
Ahondado en el tema de la aprovechamiento del espacio para ubicar correctamente las plantas de casa, una excelente opción es plantarlas en cestas colgantes que se pueden colocar en techos, paredes, columnas, pérgolas, balcones, al costado de ventanales o puertas. Por su versatilidad, permiten crear combinaciones de colores u olores, donde se puede dar total rienda suelta a su creatividad.

 

 

 

 

cesta colgante
Para ello es necesaria una maceta o cesta que posea agujeros de drenaje, cadenas o cuerdas resistentes para colgarla, tierra y plantas.

 

Las cestas, puede ser de diversos materiales. Las hay preformadas de alambres, de mimbre, plástico, madera, terracota, entre otras. La elección depende del estilo y gustos de cada quien, claro está, sin embargo, se debe tomar en cuenta que es mejor utilizar un material ligero para que el peso no sea un problema.

 

Es imprescindible distribuir correctamente tres puntos en la cirunferencia de la cesta para hacer agujeros y colocar las cadenas, ya que de esto depende el equilibrio de la misma.

 

Si la cesta seleccionada es de alambre, es necesario revestirlas con esfagno (un tipo de musgo) o láminas de coco, antes de colocar la tierra. Con ello tendrán un aspecto más natural y retendrán mejor la humedad.

 

cesta colgante
Es aconsejable emplear cadenas para colgarlas que son más resistentes y podrán soportar el peso, que este elemento decorativo puede llegar tener cuando contenga las plantas, la tierra y sobretodo, el agua cuando se riegue.

 

Si se elige un recipiente de madera u otros materiales naturales, es necesario revestir con una lámina de plástico, siempre y cuando se hagan agujeros previamente como sistema de drenaje.

 

Teniendo ya la base preparada, se coloca un poco de tierra especial para macetas, se procede a plantar como de costumbre, se coloca la planta y se continúa rellenando con tierra hasta aproximadamente dos centímetros por debajo del borde.

 

cesta colgante
Importancia del riego y el sustrato

El secreto del éxito de la plantación reside en la utilización de un sustrato rico en nutrientes, además de regar con frecuencia y en abundancia, ya que la cesta estará más expuesta a la deshidratación por el efecto secante del aire y la escasa protección de que dispone. Además, queda muy poco espacio entre las raíces y es necesario que el agua se propague por todos los rincones, que todas reciban el agua que necesitan.

 

Lo ideal sería recurrir a una regadera de caño largo o si se hace con manguera, colocar un alaragador especial que se acople correctamente. Si se desean colgar en un sitio alto, una solución práctica es instalar un sistema de polea. De esta manera, se evita tener que subir a una escalera para regar.

 

cesta colgante
Al menos cada dos semanas, se debe agregar algún fertilizante específico, pues por la cantidad relativamente pequeña de tierra que pueden tener las plantas de la cesta, la provisión de alimentos se agota con rapidez. Muy recomendable es recurrir al producto ChupiFang, que se aplica muy fácilmente y resulta bastante cómodo porque requiere tan sólo una aplicación.

 

Siguiendo estos pasos es suficiente para comenzar a confeccionar cestas colgantes para su hogar, sin embargo consultando la versión II, obtendrá el resto de información necesaria para crear combinaciones más vistosas y elegir las plantas más adecuadas.